domingo, 13 de agosto de 2017

Gran empate de Wilstermann ante un Bolívar pálido

El equipo celeste no pudo hacer respetar su localía e igualó 1-1 con el equipo aviador. Los académicos jugaron un pésimo partido en el Siles. Los hinchas salieron molestos del estdio miraflorino.

Baldo Ramallo
El Deber
Desaparecidos, sin ideas y con poco fútbol, el equipo de Bolívar no pudo conseguir una victoria en condición de local y terminó con el marcador igualado (1-1) ante Wistermann. El partido se jugó por la cuarta fecha del torneo Clausura.


El lance terminó con un sabor amargo para los paceños. El plantel celeste está en el último lugar dentro la tabla de posiciones con un solo punto. La afición salió molesta, muchos de los hinchas bolivaristas salieron decepcionados por el bajo desempeño de los jugadores.

El cotejo inició con bastante intensidad por Bolívar. Los jugadores salieron decididos en busca de la victoria, a los cinco minutos de haber iniciado el compromiso llegó el primer tanto del compromiso.

Gastón Sirino con una gran frialdad definió al palo derecho del golero Raúl Olivares y así decretó el primer tanto del partido 5´. Con el gol a favor los celestes se confiaron y bajaron los brazos. Pero Wilstermann despertó y se animó a buscar el arco rival.

A los 32 minutos, apareció Ruddy Cardozo quien fue un dolor de cabeza para la defensa celeste, el tarijeño con un potente remate exigió al meta celeste. Creció el equipo visitante, los ataques eran constates, la defensa celeste mostró ser muy frágil. Con el marcador a favor de los paceños terminó la primera mitad.

En los últimos 45 minutos, Wilstermann salió convencido en anotar el gol del empate, ingresaron Serginho y Ricardo Pedriel, con los cambios el equipo cochabambino destrozó la defensa de Bolívar.

El brasileño fue determinante en varios pasajes del compromiso, dejó atrás a los defensores de Bolívar. Los académicos por su parte desaparecieron, jugadores como Edemir Rodríguez, Marcos Riquelme decepcionaron a la afición.

A los 64 minutos, en un error de Mauricio Prieto, apareció Serginho y este con frialdad le cambió el palo al portero celeste y así anotó el tanto del empate, con el gol el Hernando Siles quedó en silencio. La academia no despertó e incluso permitió que Wilstermann se acerque con peligro.

A los 89, Edemir Rodríguez solo frente al arco no pudo definir y desperdició una oportunidad clara de conseguir la victoria. Así terminó el compromiso, la gente salió furiosa, muchos de ellos culpan por el mal momento al entrenador Beñat San José Gil.
Publicar un comentario