domingo, 30 de julio de 2017

La prensa lo celebra: Madrid-Barça, espectáculo en Miami

Miami, AS
En un duelo marcado por el márketing y el show como telón de fondo y el futuro de Neymar como foco principal, la prensa celebra el festival ofensivo ofrecido por Real Madrid y Barcelona en el duelo de Miami que se adjudicaron los azulgrana por 2-3. Fue la mejor carta de presentación de cara a promocionar el fútbol español y sirvió, eso sí, para que ambos equipos tomaran nota ante los enfrentamientos venideros.


Mundo Deportivo


Tal es el terremoto provocado por Neymar que el diario catalán relega la crónica del partido a un segundo plano, a remolque en su edición digital del inminente desenlace del futuro del brasileño.

En lo referente al partido, titula "Clásico azulgrana. El Barça se lleva la Champions del verano", y destaca la crónica que "el Barça combina minutos de gran fútbol, pero perdona la goleada y el Madrid saca petróleo a la contra para seguir vivo hasta el final". En resumen, "buenas sensaciones de cara a la Supercopa".

Sport

"El Barcelona se impone en el clásico de pretemporada". Resalta el diario barcelonista el inicio fulgurante de los de Valverde, aunque lamenta que luego no supieran calmar el partido e impedir el juego de área a área.

Seguimiento especial a Neymar: "En el que podría haber sido su último partido con el Barcelona, no logró ningún gol, pero se le vio, eso sí, celebrar los de sus compañeros como si fueran de Champions. Nadie diría que el 11 tiene un pie y medio fuera del vestuario culé".

Marca

"Miami lo confirmó: un Madrid tierno y un Barça que crece". Recuerda el débil contexto del partido: "Un Real Madrid-Barça en Miami a 30 de julio a las 2:05 de la madrugada, no nos engañemos, es un Clásico rebajado por el márketing y por la falta de puntos y clasificación" y destaca que el Barcelona sobrevivió al terremoto Neymar.

El País

"El Barça golpea primero al Madrid", títula su crónica Jordi Quixano, que celebra el e "espectáculo del bueno" ofrecido por los dos equipos pese a ser un amistoso de pretemporada, con un "Barça a rachas con fútbol abrasivo" y "un Madrid a la contra y con fiereza". Un duelo, en definitiva, "donde ambos se expresaron mejor al ataque que en defensa", lo cual "alivió a los que trasnocharon y divirtió de lo lindo a los aficionados americanos".

El Mundo

"El Barcelona gana el clásico de la hamburguesa en Miami", titula su crónica Orfeo Suárez, en un fiel reflejo del decorado mercantilista que adornó el primer Madrid-Barça de la temporada. Destaca a un Messi "en plenitud" que llevó a su equipo a aprovechar los errores defensivos del Madrid.

Como resumen, advierte de que los problemas defensivos del Madrid "han sido tan evidentes en este partido y el torneo en su conjunto como el letargo de Bale y Benzema, y la perenne salud competitiva de Messi", y de que "a la espera de que Cristiano pueda entrar en juego a Zidane corresponde ajustar clavijas y hacerlo rápido, porque la Supercopa de Europa está cerca" antes de verso de nuevo con este nuevo Barça de Valverde.

La Vanguardia

"El Barça no entiende de fronteras", titula el diario. Recuerda la crónica que "no hubo la tensión habitual, ni la trascendencia ni incluso la calidad que atesoran ambos equipos, pero el Clásico disputado en Miami deparó un partido repleto de los goles que todo aficionado estadounidense reclama".

Destaca el diario catalán que resultó un partido sin defensas ni centro del campo, "un correcalles con constantes llegadas al área" que habría sido "de infarto a otras alturas de la temporada" y en el que pese al márketing y el "show con sabor a Superbowl" que marcó el partido, "el peso de la historia influyó más que las aún poco rodadas piernas de los futbolistas".

El Periódico

Desborda optimismo entre la afición blaugrana El Periódico, que apuesta por un titular más eufórico en su web: "El Barça tumba al Madrid". Ya en la crónica del partido, señala que el equipo de Valverde supera el Madrid "exhibiendo mayor oficio y puntería en un buen espectáculo veraniego".

Joan Domènech celebra que "si el propósito del Madrid-Barça era promocionar el fútbol español, los dos principales clubs de la Liga cumplieron las expectativas. El Clásico de Miami fue un estupendo espectáculo para los espectadores, la audiencia latina y estadounidense, pero también para los hinchas de cada equipo que aguantaron hasta la madrugada en la primera dosis veraniega de morbo".
Publicar un comentario