lunes, 3 de julio de 2017

Jorge y Carlota de Cambridge, ‘embajadores’ del Brexit

Los duques de Cambridge harán un viaje oficial con sus hijos a Polonia y Alemania en busca de afianzar relaciones tras la salida de Reino Unido de la UE

Patricia Tubella
Londres, El País
Con solo 3 y 2 años respectivamente, los príncipes Jorge y Carlota están a punto de embarcarse en su segunda gira oficial por el extranjero, acompañando a sus padres, y duques de Cambridge, en una visita de cinco días a Polonia y Alemania. Los pequeños Windsor no van a participar por razón de edad en ninguno de los actos públicos previstos, pero desde el palacio de Kensington se confía en que su sola presencia en el viaje contribuya a la misión de encandilar a los pronto exsocios europeos de un Reino Unido a las puertas del Brexit.


Guillermo de Inglaterra y su esposa, Kate, “agradecen la oportunidad de encontrarse con los pueblos polaco y alemán, amigos tan importantes de Reino Unido”, reza el comunicado emitido por el palacio de Kensington, en el que se subraya que los duques comparecerán en esa cita “como una familia”. Por supuesto que Jorge y Carlota no forman parte de la agenda oficial, que arranca el 17 de julio en Varsovia y concluye el día 21 en la ciudad portuaria alemana de Hamburgo, pero el abanico de posibilidades para que los fotógrafos capten alguna imagen entrañable de los niños es bastante.

La operación ya fue ensayada con éxito el año pasado durante la visita oficial de Guillermo y Kate a Canadá en compañía de sus dos hijos. En uno de los países de la Commonwealth más divididos sobre la cuestión monárquica (es decir, sobre el hecho de que Isabel II sea la jefa de Estado), las imágenes de Jorge jugando con otros niños en una fiesta infantil lograron cautivar al público local. El pequeño volvió a robar la atención mediática cuando las cámaras capturaron el intento fallido del primer ministro canadiense Justin Trudeau de chocar los cinco con el tercero en la línea de sucesión al trono. Carlota es todavía demasiado pequeña para enrolarla en actividades extraoficiales, pero los paparazis confían en alguna incursión en escena de su hermano mayor.

A punto de cumplir los 4 años (22 de julio), el bisnieto de la reina va a protagonizar en realidad su tercer viaje oficial fuera de las islas británicas, porque Guillermo y Kate se lo llevaron con ellos a una gira por Australia y Nueva Zelanda cuando solo contaba ocho meses de vida. Aunque apenas se vio en público al bebé, las encuestas de entonces reflejaron un repunte en el sentimiento promonárquico en las Antípodas.

Esa estrategia que tan bien ha funcionado en la Commonwealth difícilmente tendrá su réplica en un escenario europeo muy distinto y resentido por el voto de los británicos a favor de la salida de la UE. Ante lo inexorable del Brexit, sin embargo, la casa real británica se esfuerza en proyectar una imagen conciliadora con el resto de Europa, que condujo a la reciente visita de los duques de Cambridge a París o a la del príncipe Carlos junto a Camila a Rumanía, Italia y Austria a principios de año. Jorge y Carlota solo forman parte de la ecuación temporalmente, porque el pequeño príncipe estará para pocos viajes cuando se estrene en el colegio este septiembre, mientras su hermana ya ha sido inscrita en una guardería para esas fechas.
Publicar un comentario