lunes, 3 de julio de 2017

Coentrao desfila ante el juez por usar la 'red offshore' irlandesa

Madrid, AS
Comparece en el juzgado de Pozuelo, paga 1,7 M€ por fraude y declara como encausado por la estructura financiera que utilizó en Dublín, la misma que supuestamente usó Cristiano.
Fabio Coentrao ha comparecido como encausado este lunes en los Juzgados de Pozuelo, donde ya ha depositado 1,7 millones de euros para regularizar su situación con Hacienda tras recibir una denuncia de la Fiscalía por dos delitos: no presentar la declaración de la Renta y desviar a paraísos fiscales ingresos por sus derechos de imagen.



El jugador portugués, según la acusación, utilizó una estructura similar a la que han empleado otros jugadores como Falcao o Cristiano, también representados por Jorge Mendes, que la semana pasada compareció en la misma sede judicial como encausado y fue interrogado por idéntico motivo. La Justicia trata de esclarecer si las empresas Polaris (de la que Mendes es accionista mayoritario) y MIM (de la que es propietario su apoderado notarial Andy Quinn), y que comparten el mismo domicilio social en Dublín, son parte de una estructura creada 'ad hoc' para defraudar a la Agencia Tributaria. Mendes ya negó rotundamente cualquier relación con MIM en su declaración ante el juez, y juró, literalmente, desconocer que Quinn fuera el dueño de esa sociedad irlandesa por la que pasaban los capitales antes de perderse en el limbo de las Islas Vírgenes. La acusación cree que Quinn es "un testaferro como la copa de un pino" y la magistrada Mónica Gómez Ferrer, tras escuchar a las dos partes, mantuvo la imputación sobre Mendes, que tendrá que volver a los juzgados.

Más allá de los casos concretos de fraude fiscal (a Cristiano, que declarará como encausado el próximo día 31, se le reclaman 14,7 millones de euros) lo que la Justicia investiga, por emanación de la doctrina del Tribunal Supremo, es si Jorge Mendes puede ser considerado cooperador necesario y si, como sospecha, intervino o tuvo conocimiento de la creación de la presunta estructura offshore, algo que Mendes niega porque su trabajo "se limita a negociar los contratos y fichajes de los jugadores, sin intervención en sus asuntos legales ni fiscales, para lo que ellos mismos contratan a sus colaboradores".
Publicar un comentario