viernes, 7 de julio de 2017

ANÁLISIS / Magia, precisión y acrobacia

José Vladimir Nogales
Una gran maniobra de Cardozo, tras recoger un rebote, abrió el partido. El media punta limpió terreno deslizándose furtivamente entre las frágiles y mal coordinadas líneas de presión del rival. La defensa de Atlético Mineiro no apretaba a espaldas de sus volantes, lo que aprovechó el cuadro rojo para encontrar espacios. Cardozo y Aponte descalibraron las marcas por la banda, mientras Álvarez y Bergese liberaron espacio por los carriles interiores. A pase de Cardozo, Bergese encontró lugar para disparar. Gabriel dio el rebote que Álvarez capitalizó en acrobática maniobra.

Cardozo es rodeado por tres rivales tras recoger un despeje defensivo. El volante rojo dispone de dos opciones de pase a los costados, pero ninguna detrás de los volantes, donde se abre un amplio espacio vacío que la defensa debía reducir achicando en línea. Al no hacerlo, otorga al rival libertad para maniobrar.
Con gran habilidad, Cardozo se saca la marca de Cazares y Yago, limpiando terreno. La defensa brasileña no achica hacia las espaldas de sus volantes, liberando un amplio espacio entre líneas.
Con un toque hacia Aponte, Cardozo supera a Elías y corre hacía el espacio abierto detrás de los volantes y delante del lateral Silva. La defensa conserva su línea, sin achicar el espacio. 
El módulo defensivo de Atlético Mineiro comienza a descalabrarse. Elías persigue a Cardozo, dejando progresar a Aponte. Silva sólo protege el espacio, no se compromete con la marca. Sobre el centro, la inesperada presencia de Bergese genera un desajuste: dos defensas para dos atacantes, pero uno (Bremer) debe tomar a dos, mientras Gabriel cuida sus espaldas. Al no haber achicado a tiempo el campo, la última línea impidió que un volante se incrustase para equilibrar la marca y disponer de un respaldo. Pero ya es tarde.
El movimiento coordinado de Cardozo y Aponte confunde a su marcadores. Silva se abre mucho para tomar a Aponte y Elías queda a mitad de camino ante el súbito retroceso de Cardozo. Alvarez arrastra a los centrales, liberando a Bergese que corre hacia el espacio abandonado por el lateral brasileño.
Con el espacio que le permite Elías, Cardozo envía un pase largo hacia Bergese, que traza una diagonal hacia el espacio liberado por Silva e irresponsablemente descuidado por Bremer al ocuparse obsesivamente de Álvarez. Grosero error de coordinación. Bremer debía correr a Bergese, Gabriel quedarse con Álvarez y el lateral Fabio Santos cerrar sobre el centro para respaldar a sus centrales en apuros (ya que los volantes quedaron lejos para insertarse en la defensa). Gran fallo en cadena que, tardíamente, Yago intentó subsanar buscando el desmarque de Bergese.
El gran control orientado de Bergese le permitirá evitar a Yago y tener a tiro al golero Victor. Bremer abandona a Álvarez y va tras el atacante rojo. Gabriel se queda con el ariete.
Bergese dispara de zurda. Yago no lo evita, Bremer no alcanza a bloquear, el golero se desparrama. Gabriel intuye el desenlace y deja su marca, corriendo hacia el arco.


Gabriel bloquea el disparo de Bergese (que no iba hacia el arco), pero deja el balón fatalmente suelto dentro del área chica. El golero Víctor, Fabio y Bremer quedan lejos del punto donde cae el balón.
El rebote le queda atrás a Álvarez, que decide resolver la jugada con un acrobático gesto.
Publicar un comentario