domingo, 25 de junio de 2017

Racing le ganó a Banfield y ahora espera resultados para llegar a la Libertadores 2018

Se impuso 3-1 en el Sur con goles de Acuña, Pillud y González. Cvitanich había empatado.
Racing le ganó a Banfield y ahora espera resultados para llegar a la Libertadores 2018

Infobae
Aunque no haya un campeonato en juego, el duelo entre Banfield y Racing fue una final por un lugar en la Copa Libertadores. Hubo errores arbitrales que marcaron el encuentro y un ida y vuelta entretenido en el que los de Cocca terminaron imponiéndose por 3-1. Así, Racing suma 55 y Banfield 54 y ambos, aunque dependen de otros resultados, continúan soñando con llegar a la Copa Libertadores 2018.


Los de Avellaneda necesitan que uno de Estudiantes (53 unidades), Independiente (52) o San Lorenzo (52) dejen puntos en el camino en sus encuentros contra Quilmes, Lanús y Talleres, respectivamente. Si uno de esos tres no gana no alcanzaría los 55 puntos que ostenta Racing (el de menor diferencia de gol). El Taladro quedó más complicado: necesita que dos de esos rivales pierdan, o que el Rojo y el Ciclón empaten para que no superen los 53 puntos.

Los primeros 45 minutos se jugaron como una final y estuvieron marcados por la polémica. Es que, lamentablemente para el árbitro Fernando Rapallini y sus asistentes, la terna se hizo dueña de un protagonismo no buscado, debido a sus errores. En cuento al juego, fue un tiempo parejo, entretenido, donde ambos buscaron atacar y tuvieron sus chances de abrir el marcador, pero que fueron perjudicados por errores arbitrales por igual.

La primera polémica llegó a los 10'. Bertolo fue a cabecear en el área rival y Pillud, en un intento de despeje, le terminó pateando la cara al volante, quien quedó tirado en el parea pero el juez no cobró nada. A los 30', Sperduti le ganó a Grimi en medio del área chica y empujó la pelota al gol, pero Rapallini vio una falta que no vio nadie más que él. Por ese gol anulado el encuentro se le empezó a escapar de las manos al pito. Falcioni reaccionó mal, se la agarró con el cuarto árbitro (Diego Ceballos) y fue expulsado. Pero el DT del Taladro no se quería ir.

Ya con los ánimos calientes, Remedi le pegó un codazo a Acuña que el juez no sancionó con tarjeta, pero sí cobró la falta. Parecía que era, al menos, merecedor de una tarjeta. Después llegó la otra polémica con la que emparejó el gol anulado al local. A los 37', en una pelota parada Rapallini cobró, a instancias del juez de línea, una posición adelantada de González cuando la pelota se metía en el arco de Navarro. Pero la jugada tuvo un doble error. Primero que fue Remedi el que cabeceó en contra al gol y segundo que no era offside del jugador de Racing.

Maximiliano Cuadra hizo una jugada espectacular en el arranque del complemento que le permitió abrir el marcador. El juvenil se llevó a la rastra dos jugadores por la izquierda del ataque llegó al fondo, metió el centro y la pelota le quedó a Acuña de frente al arco. El "Huevo" abrió el pie izquierdo y le pegó a colocar, dejando sin chances a Navarro.

Inexplicablemente, Racing se tiró muy atrás para controlar los embates de Banfield, pero la movida le duró sólo unos minutos ya que a los 17' llegó el empate que puso justicia por lo que se veía dentro de la cancha. Cvitanich se la bajó a Bertolo, que le pegó y Gastón Gómez reaccionó de manera espectacular. Pero el rebote le quedó a Sperduti, que también le pegó fuerte con el mismo resultado: atajadón del arquero. A pesar de esto, el tercer rebote fue de Cvitanich, que no perdonó. La defensa miraba.

El encuentro ya era eléctrico y Banfield se atrevía un poco más. Pero al no aprovechar su chance para estirar, le llegó el inmerecido castigo. A los 24' la defensa local dejó llegar a Pillud cerca del área con la pelota. El lateral le pegó desde lejos, la redonda se desvió en Civelli y se metió en el arco después de dibujar una rara comba que complicó al uno.

A los 30' la Academia generó una contra letal que liquidó el encuentro. Con el Taladro volcado al ataque, Lautaro Martínez recibió y encaró por derecha, tocó para Zaracho quien, cuando quedó cara a cara con el arquero, abrió para González que sólo tuvo que empujarla.
Publicar un comentario