miércoles, 21 de junio de 2017

Justicia chilena determina expulsión de 9 bolivianos en 30 días

Los aduaneros fueron acusados por los delitos de robo con violencia y contrabando; los dos militares, acusados únicamente por porte de armas. Los primeros no podrán ingresar a Chile en 10 años y los segundo en 20.



Página Siete Digital / La Paz
La jueza del Juzgado de Garantía de Pozo Almonte (Iquique), Isabel Peña, determinó este miércoles la expulsión de los nueve bolivianos, detenidos desde el 19 de marzo, en los próximos 30 días. Los siete aduaneros no podrán ingresar al territorio chileno en los próximos diez años y los dos militares, en 20 años.


Los nueve bolivianos fueron condenados por el delito de robo con intimidación y violencia a una pena de tres años y un día de presidio. Luego la pena fue conmutada, en respuesta a la solicitud de la defensa, por la expulsión de los nueve detenidos.

Peña justificó los delitos de robo con violencia y contrabando para los siete funcionarios de la Aduana de Bolivia, y el de porte ilegal de armas para los dos militares que los acompañaban.

Por contrabando y robo con violencia fueron sentenciados los aduaneros David Quenallata Laurel, Carl Guachalla Rada, Juan José Tórrez Gonzáles, Ediberto Flores Mamani, Arsenio Choque Gonzáles, Brian Quenallata Méndez y Diego Guzmán. Todos ellos fueron absueltos por porte ilegal de armas. Éstos, además, deberán pagar una multa de poco más de 32 millones de pesos chilenos (45.715 dólares), monto equivalente a la mercancía que contrabandearon. Y, no podrán ingresar al territorio chileno en los próximos 10 años.

El capitán de infantería Carlos Calle Soliz y el suboficial Alex Carvajal Uchani fueron declarados culpables únicamente del delito de porte ilegal de arma de fuego. Una vez que sean expulsados, junto a los siete aduaneros, no podrán ingresar a Chile en 20 años.

Los nueve bolivianos fueron detenidos en la frontera el 19 de marzo de este año y, luego, fueron enviados a la cárcel de Alto Hospicio, en Iquique, donde cumplen prisión preventiva tras ser acusados por robo, porte ilegal de armas y contrabando.

El Juzgado de Garantía de Pozo Almonte aceptó las penas que solicitó la Fiscalía contra los imputados, de tres años y un día por cada delito, con excepción por el de contrabando, pues se acogió la pena de multa. "No queda duda de que no querían entregar la mercadería”, afirmó Peña para explicar el delito de robo, pues afirmó que para que lo hicieran debieron ser emplazados por Carabineros que llegaron al enterarse del incidente en territorio chileno.

También explicó que no parece lógico ni coherente que profesionales calificados no portaran un sistema georeferencial que le permita tener certeza de dónde se encontraban, sobre todo, cuando ellos mismos reconocieron que en dicha zona no se puede saber a simple vista si se está en Chile o en Bolivia. Por ello, se estableció que los nueve bolivianos sabían en todo momento que estaban en territorio chileno.

"La tesis de desconocimiento de lugar donde estaban (los bolivianos) carecen de fundamento", sentenció, lo que "no exime ni minimiza su responsabilidad. Más aún la agrava porque como funcionario público se espera una conducta proba".

Respecto al porte ilegal de arma de fuego, Peña manifestó que sólo dos imputados, los militares, pueden ser declarados culpables de este delito. Esto debido a que la legislación solo faculta el uso de armas a efectivos de las Fuerzas Armadas y de Orden. "Los imputados no tiene derecho a usar armas en Chile. Por lo que la tesis de la defensa en orden a que no sabían que estaban en territorio chileno, no será acogida”, dijo.
Publicar un comentario