miércoles, 24 de mayo de 2017

La trágica historia de la pareja que fue a recoger a sus hijas al concierto de Ariana Grande en Manchester y murió en el ataque (pero las jóvenes sobrevivieron)

Manchester, BBC
El lunes por la noche, Angelika y Marcin Klis pasearon por un rato por las cercanías del Manchester Arena antes de acercarse al estadio para recoger a sus hijas, Alex y Patricia, que asistían al concierto de la cantante estadounidense Ariana Grande.Los Klis, una pareja polaca que vivía en la ciudad de York, en el norte de Inglaterra, aguardaban en el hall que finalizara el recital de la exestrella de la cadena juvenil Nickleodeon.En ese momento, Selman Abedi, un joven de 22 años y que vivía cerca del estadio, se acercó allí y detonó un artefacto explosivo.
Ellos dos, junto a otras 20 personas, se convirtieron en las víctimas fatales del atentado que sacudió a Reino Unido y dejó, además, 59 heridos.

Pero no fue el único efecto: dentro de la arena, la explosión generó un estampida. El público que había asistido al concierto de Grande intentó huir y ponerse a salvo.
Y cuando Alex, de 20 años, y la adolescente Patricia lograron sortear el caos, su primer instinto fue buscar a sus padres.
Pero no los encontraron. Entonces la hermana mayor recurrió a todos los medios disponibles para dar con su paradero.
Pocos minutos después del ataque y cuando ya la policía había confirmado que el atentado había dejado "víctimas fatales", Alex publicó en Facebook una foto de Angelika y Marcin con el siguiente mensaje:
Familia Klis.Derechos de autor de la imagenFACEBOOK.
Image captionLa comunidad polaca en la ciudad de York creó dos páginas para recaudar fondos con la idea de ayudar a las hermanas.
"Cualquier persona que esté en un lugar seguro o en un hospital en Manchester, si alguien se cruza con mis padres, por favor, por favor déjenmelo saber. Ellos están desaparecidos desde el ataque", escribió en su cuenta de la red social.
Y remató las palabras con un detalle: "Esta foto fue tomada esta misma noche, así que ellos están vestidos con la misma ropa".
En la imagen se puede ver a Marcin, de 42 años, junto a él Angelika, de 40, sonriendo a la cámara.
Detrás de ellos una de sus paradas en su paseo por Manchester: el Corn Exchange, un centro comercial ubicado cerca del Museo Nacional del Fútbol.
Pero a pesar de la publicación de la foto, no llegó ninguna información.

En el lugar equivocado

La única noticia arribó este miércoles y la dio el ministro de Relaciones Exteriores de Polonia, Witold Waszczykowski: "Una pareja polaca se encuentran entre las víctimas del ataque de este lunes en Manchester".
"Los padres habían pasado a recoger a sus hijas después del concierto y desafortunadamente han muerto. Sus hijas están a salvo", agregó.
Flores en ManchesterDerechos de autor de la imagenGETTY IMAGES
Image captionEl ataque dejó 22 personas muertas, 59 heridos, de los cuales 20 permanecen en estado crítico.
De inmediato, Alex y a su hermana comenzaron a recibir mensajes de solidaridad a través de las redes sociales.
"Siento mucho lo que ha pasado. No tengo palabras y es imposible imaginar por lo que estás pasando. Mi corazón está contigo", escribió Kirsty Williams.
El gobierno polaco confirmó que se hará cargo de todo el apoyo que necesiten las hermanas, y varias personas crearon páginas para recaudar fondos para los gastos funerarios.
De Marcin se sabe que estaba empleado como taxista. BBC Mundo se comunicó con la empresa York Cars Taxi Service y confirmó que trabajaba allí.
"No podemos dar ninguna información sobre él. Solo podemos decir que sí trabaja aquí, pero preferimos guardar silencio por el momento por respeto a la familia", dijo una de las voceras de la empresa.
Y añadió que estaban preparando un comunicado.
Por su parte, la comunidad de York publicó en su página de internet la foto de la familia Klis y un mensaje de condolencias.
"Ellos llegaron al peor lugar en el momento equivocado. Nuestras sentidas condolencias a la familia de Marcin y Angelika".
Publicar un comentario