martes, 30 de mayo de 2017

Guardiola ya se ha gastado 90 millones de euros en fichajes

Manchester, AS
Tras Bernardo Silva, ayer contrató a Ederson por 40 M€. El brasileño es el segundo portero más caro de la historia tras Buffon
Pep Guardiola prepara a marchas forzadas su nuevo Manchester City después de un primer año en blanco en el Etihad Stadium. El mercado de traspasos todavía no se ha abierto de manera oficial pero el técnico catalán ya ha comenzado a perfilar su plantilla con el objetivo de asaltar el título de Premier League. De momento, cinco jugadores han dejado el club mancuniano tras acabar sus contratos (Jesús Navas, Caballero, Zabaleta, Clichy y Sagna) para dar cabida a dos nuevos fichajes de relumbrón: Bernardo Silva y Ederson Moraes. El mediapunta portugués, de 22 años, abrió la veda el viernes pasado después de que el City confirmara su llegada procedente del Mónaco a cambio de unos 50 millones de euros. Ayer, a la espera del comunicado oficial, la prensa inglesa anunció que Ederson será el siguiente en incorporarse al proyecto 2.0 de Guardiola.



En este caso, distintas fuentes aseguran que el City pagará 40 millones de euros (33 de libras) al Benfica para hacerse con los servicios del portero de 23 años. Así, Ederson se convertiría en el guardameta más caro de la historia si se tiene en cuenta su precio en libras debido a la devaluación de la moneda británica desde el anuncio del Brexit. No obstante, Buffon ostenta hasta el momento ese récord pero los 53 millones de euros que la Juventus pagó al Parma en 2001 por su traspaso equivalían entonces a 32.6 millones de libras.

De una u otra manera, Guardiola ya se ha gastado 90 millones en dos incorporaciones y en los próximos días espera superar con creces la barrera de los 100 para reforzar los dos laterales. En la izquierda, Benjamin Mendy, también del Mónaco, es el que más suena para suplir a Clichy mientras que Walker, del Tottenham, parece el favorito para cubrir las bajas de Zabaleta y Sagna en la derecha.

Del mismo modo, Joe Hart, Nasri, Bony o Mangala tendrán que buscarse equipo después de volver de sus respectivas cesiones. Yaya Touré, por su parte, podría renovar por una temporada más tras recuperar la confianza del extécnico del Barcelona durante la segunda parte de la temporada mientras que, los rumores que apuntaban a una posible salida del Kun Agüero, se han congelado por el momento.

El catalán heredó una plantilla con perfiles muy alejados al fútbol de toque que había puesto en práctica en el Barça y en el Bayern. La portería, tras la fallida apuesta por Bravo, y la defensa, donde todos sus laterales pasaban la treintena, eran las prioridades a reforzar pero también se esperan nuevo fichajes en el resto de las líneas. La primera temporada ha sido de transición pero el próximo año ganar un título será ya una obligación. Guardiola es consciente de ello y desde el club le están dando manga ancha para que no haya fallo.
Publicar un comentario