sábado, 13 de mayo de 2017

Córdoba no tiene dueño

Talleres y Belgrano empataron en un clásico envuelto en polémicas. Fue 1-1 en el Kempes, como hace un mes atrás. Suárez marcó el gol del Pirata y Rescaldani el del equipo de Kudelka. Pitana no anduvo bien y falló en jugadas clave.

Olé
Córdoba sigue sin dueño. Como hace un mes atrás, cuando se enfrentaron por la 20ª fecha del campeonato, Talleres y Belgrano empataron 1-1 en el Mario Alberto Kempes, aunque, a diferencia de aquél, este clásico estuvo envuelto en polémicas.


Matías Suárez adelantó al Pirata a los siete del primer tiempo, luego de que acompañado por Barbieri le ganaran en la disputa a Guiñazú. Su derechazo, alto, imposible para el arquero, dejó sin reacción a Herrera, quien esperaba el centro o en su defecto un remate bajo o a media altura. Nada de eso ocurrió y encontres Belgrano se puso 1-0.

El tanto de Suárez fue un golpe del que a Talleres le costó recuperarse. El equipo de Kudelka estaba como perdido en el campo, aturdido por una situación inesperada. Pero fue ahí, en el peor momento del local, cuando apareció la figura del mejor de la cancha: el gran Cholo Guiñazú, quien, desde su experciencia, le devolvió la confianza al un conjunto que para ese entonces parecía haberla perdido. Tal es así que al ratito de que el 21 encendió motores Talleres llegó al empate. Iban 30' cuando Nico Giménez le puso una pelota divina a Ramis y este tiró el centro atrás para que Rescaldani la empujara: 1-1 y delirio.

El complemento fue el tiempo de las polémicas. Ya no había cuerda para el fútbol: fue todo roce y reclamos contra el árbitro Pitana, quien quedó envuelto por los futbolistas de ambos equipos en dos ocasiones, la primera cuando no le mostró la roja a Komar por una falta sobre Suárez en calidad de último hombre (ver ¡¿Cómo que amarilla, Pitana?!) y la segunda al no sancionar penal para Talleres por una clara mano de Farré que, a su criterio, no ameritaba la máxima pena (ver ¿No era penal para Talleres?).

Como sea, el clásico de Córdoba volvió a terminar en empate. Pero por suerte esta vez no hubo otra cosa que lamentar más que las polémicas y el resultado...
Publicar un comentario