jueves, 20 de abril de 2017

El Barça, sin red: se juega toda la temporada en el Clásico

Barcelona, AS
Sólo le vale ganar y en principio va sin Neymar. Al vestuario sólo le queda esa bala para devolver el trato de la gente el miércoles ante la Juventus.
La imponente (y sorprendente) respuesta de la afición del Barça en los últimos minutos del partido ante la Juventus, donde se volcó con el equipo (algunos hasta se quedaron animando después del partido) sorprendió tanto a los jugadores que algunos tuvieron que apresurarse a dar gracias a través de las redes sociales. Piqué (“gracias afición, nunca había visto al Camp Nou reaccionar así después de una eliminación. Orgullo y emoción”), Rakitic (“Gracias por el aliento y por creer en nosotros”), Suárez (“momento difícil pero toca levantarse y seguir trabajando, adelante. Gracias por su apoyo hasta el final. Siempre luchando”), Iniesta (“han estado de doce), Sergi Roberto y algunos más intuyeron pronto cuál es parte del pacto que firmó la afición contra la Juventus. Esas muestras de agradecimiento incluyen devolverlas y hacer la hombrada, ganar en el Bernabéu y mantener la Liga viva.




De hecho, el Barça ya está en el alambre. Fuera de Europa, su única opción es ya soñar con el doblete. La final de Copa contra el Alavés parece un premio menor ara las aspiraciones de un club con un presupuesto y jugadores tan gigantescos. El asunto es que no tiene margen de error, no le vale el empate y que el Madrid es consciente de que puede dar el golpe de gracia a su eterno rival y además cerrar la Liga justo antes de las semifinales de Champions, lo que le permitiría a Zidane manejar las rotaciones con más manga ancha. El Barça llegará a Madrid, pues, en unas condiciones altísimas de presión y, en principio, lo hará sin Neymar. Un golpe durísimo. El brasileño ha marcado las dos temporadas que ha jugado en Chamartín y, si el TAD no lo impide, no podrá jugar este domingo (20:45 horas). Luis Enrique ya estudia alternativas pero está obligado a sacar un equipo ofensivo. Si juega con tres centrales se le podría ver explorando un nuevo sistema, el 3-1-4-2 con Ter Stegen; Mascherano, Piqué, Umtiti; Busquets; Sergi Roberto, Rakitic, Iniesta, Alba; Messi y Suárez. En caso de que se decida por el 3-4-3, André Gomes tendría opciones de entrar e Iniesta podría hacer de Neymar en una posición que conoce bien de la época de Guardiola. Arda no parece llegar en condiciones de jugar.
Publicar un comentario