jueves, 24 de noviembre de 2016

Los incendios forestales obligan a evacuar a decenas de miles de habitantes en Israel

Netanyahu pide ayuda internacional para contener el avance del fuego con medios aéreos

Juan Carlos Sanz
Jerusalén, El País
Impulsados por los fuertes vientos y en medio de un otoño inusualmente seco, decenas de frentes de los incendios forestales se han multiplicado en los tres últimos días en Israel. El fuego amenazaba este jueves a Haifa, en el norte del país, donde más de 60.000 residentes estaban siendo evacuados, así como a zonas boscosas próximas a Jerusalén y en Cisjordania. El primer ministro, Benjamín Netanyahu ha solicitado ayuda internacional para combatir el avance de las llamas con medios aéreos. En 2010, 44 personas perdieron la vida en los incendios que arrasaron el parque natural del monte Carmelo, en las inmediaciones de la ciudad portuaria del norte, que cuenta con más de 250.000 habitantes.


Miles de vecinos de Haifa estaban abandonando sus hogares al mediodía de este jueves por orden de las autoridades, que declararon el estado de emergencia. El fuego se ha aproximado en las últimas horas a bloques de pisos situados en las afueras de la tercera ciudad del país, tras Jerusalén y Tel Aviv. Las clases han quedado suspendidas en la universidad, que se ha visto amenazada por las llamas. Los responsables de las prisiones del norte decretaron también el traslado de los reclusos a centros más seguros. El Ejército ha movilizado unidades de reservistas para que participen en las tareas de extinción, mientras los bomberos siguen sin poder controlar el avance de las llamas a causa del fuerte viento reinante.

Grecia y Chipre han sido los primeros países en responder al llamamiento del primer ministro israelí. Italia, Croacia y Turquía han comprometido también su ayuda en las próximas horas. Netanyahu ha conversado por el teléfono con el presidente ruso, Vladímir Putin, quien le anunció el envío de dos grandes hidroaviones cisterna.

El ministro de Seguridad Interior, Gilad Erdan, aseguró que la mitad de los incendios forestales que se han declarado estos días en Israel han sido intencionados. Un responsable policial precisó que muchos focos podrían haber sido motivados por razones políticas, informa Reuters. "Es probable que [la investigación de] los incendios provocados vayan en una dirección nacionalista", indicó, en alusión a una acción protagonizada por palestinos. El ministro de Educación, el ultranacionalista judío Naftalí Bennett, echó leña al fuego al responsabilizar a miembros de la minoría árabe de Israel (una quinta parte de la población, concentrada sobre todo en el norte del país) o a ciudadanos palestinos de haber causado los siniestros. "Solo queman la tierra aquellos a los que no les pertenece", sentenció el principal líder político de los colonos judíos en Cisjordania y Jerusalén Este, bajo ocupación israelí desde 1967.
Publicar un comentario en la entrada