sábado, 26 de noviembre de 2016

Hallan 43 kilos de cocaína en 3 camiones de la misma empresa

La droga estaba oculta entre artículos de limpieza. Dos conductores fueron aprehendidos y un tercero se dio a la fuga.

Agencias / La Paz
La Fuerza Especial de Lucha Contra el Narcotráfico (FELCN) y el Ministerio Público secuestraron 43,5 kilos de clorhidrato de cocaína en tres camiones de una reconocida empresa. Ingresaron a Bolivia desde Perú por Desaguadero y se presume que el destino final de la droga era Brasil.


"En la frontera se interceptó a tres camiones que llevaban en su interior artículos de limpieza con destino a la ciudad de Santa Cruz. Al hacer una revisión se encontró 40 paquetes con cinta adhesiva color plomo y ante funcionarios de la Aduana se hizo una prueba de campo dando positivo para clorhidrato de cocaína, 43,5 kilogramos”, informó ayer el director nacional de la fuerza antidroga, Santiago Delgadillo.

El operativo se denominó "Rey Salomón” y se realizó el pasado miércoles. Pero antes de eso -según Delgadillo- Inteligencia de la FELCN realizó una investigación y seguimiento de ocho meses.

El 23 de noviembre se interceptó a la altura de la tranca de Achica Arriba los camiones con matrículas 4093-GFR, 1582-YYD, y 2120-YGB que pertenecen a la transportadora Cooperativa de Transporte Nacional e Internacioanl Teniente General Germán Busch, una empresa con 32 años de experiencia y sucursales en Bolivia, Chile, Perú y Paraguay.

Se observó que los paquetes de los camiones contaban con precintos de seguridad de los depósitos de Aduana Nacional de Bolivia, pero cuando se los revisó se halló más que sólo implementos de limpieza. Se estima que en Brasil la sustancia hubiera costado medio millón de dólares.

Dos personas fueron aprehendidas, ambos bolivianos: Wálter B.E. y Franklin P.A., quienes serán sometidos a una investigación en manos de la Fiscalía.

Uno de los conductores logró darse a la fuga, Cándido R.P., de quien se sabe que tiene antecedentes en Argentina.

"De acuerdo al informe de la Fiscalía de Sustancias Controladas se presume que los camiones pertenecen a una organización de tráfico nacional e internacional de drogas que ingresaba sustancias controladas al país por la frontera de Desaguadero”, comentó el fiscal departamental de La Paz, Edwin Blanco.

Este es un caso más de vehículos hallados con droga que pertenecen a reconocidas empresas. En 2015 se detuvo a José Luis Sejas, dueño de la transportadora Creta y sindicado de enviar camiones con cocaína a Argentina.

Esta semana se conoció de la aprehensión de 11 choferes bolivianos en Perú porque se descubrió que entre el carbón que traían de allá para la Empresa Metalúrgica Vinto (Bolivia) había cocaína escondida.

El paso de Desaguadero en la frontera entre Bolivia y Perú fue identificado como una de las rutas terrestres preferidas de narcotraficantes y contrabandistas. Pero ellos también usan vías como el lago Titicaca o el llamado "puente aéreo” en el norte boliviano.


Un operativo trinacional de cuatro días en la frontera

Durante cinco días, desde el lunes hasta ayer, efectivos de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Narcotráfico (FELCN) y sus pares de Brasil y Perú realizaron un operativo en la frontera que tiene Pando con estos países. Una acción combinada para luchar contra el tráfico de drogas.

"Dando cumplimiento a los compromisos internacionales que tiene Bolivia, la FELCN junto a sus pares de Brasil y Perú hizo un operativo en la frontera norte durante cinco días, desde el 21 hasta el 25 de noviembre”, informó ayer el director nacional de la FELCN, Santiago Delgadillo.

En esta acción se confiscó 37,1 kilos de pasta base de cocaína, 21,8 kilos de clorhidrato de cocaína, 452 gramos de marihuana, nueve vehículos, un rifle, cuatro escopetas y un equipo de comunicación.

Además se destruyó un laboratorio de cristalización y tres pistas clandestinas. Se realizó 27 allanamientos a domicilios, se erradicó 500 plantines de hoja de coca ilegal y se aprehendió a 16 personas: ocho bolivianos, cuatro brasileños, un argentino, un colombiano y dos peruanos.

El operativo se realizó en el marco de acuerdos alcanzados entre los tres países, entre los cuales los narcos establecieron una ruta para transportar principalmente cocaína que después va hacia mercados de Europa y Asia.

En este sentido, aún está pendiente, entre otros proyectos, la instalación de un centro de Inteligencia policial trinacional con sede en Sao Paulo (Brasil), donde efectivos de los tres países reunirán y compartirán información relacionada al narcotráfico y delitos conexos.
Publicar un comentario en la entrada